Trucos indispensables para circular con cadenas

Jeep con cadenas de nieve

Jeep con cadenas de nieve

El frío ya ha llegado en toda España, pocos rincones se salvan de las nevadas, la viene empieza a caer, cuajar y obligarnos a hacer uso de las cadenas por nuestra seguridad. Muchas carreteras exigen el uso de cadenas e incluso prohíben la circulación de camiones. Por eso hoy te taremos los trucos indispensables para circular con cadenas para una conducción más segura.

Colocar esta herramienta de seguridad no es fácil, especialmente con frío y mientras nos está cayendo una nevada. Además, muchos conductores tampoco saben cuándo tienen que echarlas al maletero o cuándo es obligatorio colocarlas, sigue leyendo para descubrir los trucos indispensables para circular con cadenas.

Pero en primer lugar lo que te recomendamos en Mil Automóviles es que revises el estado de tus neumáticos, puedes hacerlo en nuestro taller pidiendo cita previa aquí.

¿Cuándo es obligatorio llevar las cadenas en el coche, o puestas? ¿Tengo que usar neumáticos de invierno?

Circular es una actividad cada vez más segura. Sin embargo, todavía hay momentos  de tensión que generan accidentes en la vía, como los atascos, otro accidente previo, o las nevadas. Conducir con hielo o nieve es peligroso, ya que la mayoría de los neumáticos no están pensados para estos entornos, y su agarre es mucho menor. Es por eso que en invierno se dan con frecuencia colisiones a baja velocidad relativa, como los encuentros en carretera.

Aunque la mayoría de estos accidentes no sean graves, producen destrozos materiales y pérdidas personales (tiempo incluido) de importancia. Además, dejan carreteras bloqueadas y requieren movilizar a los equipos de emergencia.

Los neumáticos de invierno son un tipo de neumático especialmente pensado para el frío, no son obligatorios en España, mientras que las cadenas sí, son una herramienta específicamente diseñada para atravesar hielo y nieve. Suele ser bastante incordio el poner y quitar estas cadenas, pero con los trucos indispensables para el uso de cadenas y neumáticos de invierno será coser y cantar.

Cuándo debemos llevar las cadenas en el coche

Que no sean obligatorios no significa que no podamos usarlos. Algunos neumáticos de invierno contienen las siglas M+S (Mud and Snow). Si los llevamos instalados, no es necesario llevar cadenas, ya que si el dibujo tiene una profundidad de 4 milímetros los neumáticos harán las veces de estas, y pisarán firme sobre hielo o nieve.

Estos neumáticos son interesantes si no somos muy mañosos con las cadenas: nos ahorramos quitarlas y ponerlas. Con respecto a las cadenas, es recomendable llevarlas siempre en el coche si se esperan bajas temperaturas. También fuera de la temporada de invierno, ya que hay zonas de España en las que la nieve o hielo son frecuentes a lo largo del año.

Cuándo debemos poner las cadenas (y quitarlas)

Existe una señal R-412 que nos indica su uso obligatorio. Dicho esto, hemos de colocar las cadenas de nieve, sean del tipo que sean, cuando haya nieve o hielo en la carretera, y retirarlas en el momento en que estos elementos no se encuentren en la vía.

Además, es obligatorio el uso de cadenas de nieve o neumáticos de invierno M+S siempre que haya algo de nieve, sin importar su grosor, y la velocidad máxima de circulación será de 50 km/h sin tener en consideración el tipo de vía o vehículo.

Cómo poner las cadenas para la nieve

Estos son los trucos indispensables para circular con cadenas y neumáticos de invierno:

  1. Se recomienda, una vez sacadas de sus fundas, comprobar el estado de las cadenas, buscando eslabones rotos u oxidados, o tela rasgada en caso de cadenas de nylon.
  2. Como se han de colocar en las ruedas tractoras, hemos de localizarlas. En la mayoría de los vehículos, las ruedas tractoras son las delanteras, aunque también podemos tener tracción trasera.
  3. Se recomienda empezar a colocar las cadenas por la parte superior, como si las estuviésemos vistiendo desde arriba, y bajar poco a poco el tejido.
  4. Una vez vestida la rueda, nos damos cuenta que la parte inferior no está protegida, ni la cadena cerrada. Es normal, vamos bien.
  5. Subiéndonos al vehículo, y soltando el freno de mano o avanzando unos centímetros con ayuda del motor, ayudamos a pisar las cadenas por delante o por detrás.
  6. Nos bajamos del vehículo y cerramos las cadenas o fundas de nylon. Ya hemos terminado.

Estos pasos sirven tanto para cadenas clásicas (algo farragosas aunque asequibles), como para las cadenas de tela, lona o las cadenas de nieve mixtas. Como consejo, aprender a poner las cadenas es una de esas actividades que es mejor practicar cuando no nos está nevando. La velocidad es algo que agradeceremos mucho cuando tengamos que ponerlas por primera vez con las manos heladas.

Las cadenas son un elemento necesario para evitar que el vehículo patine o quede varado en la nieve. Lo primero podría causar un accidente por falta de control, y lo segundo un alcance de un vehículo que nos sigue o el taponamiento de la vía. En su revista virtual, la DGT nos aporta más datos sobre cómo instalar las cadenas y circular con ellas.

¿Cuánto tardaría Santa en repartir los regalos en Jeep? Según Acierto.com, más de 700 años

Cómo repartiría Santa los regalos en Jeep es uno de los secretos mejor guardados del planeta. El amado personaje navideño logra completar su particular trayecto por todo el mundo en unas ajustadas 32 horas, un tiempo récord si tenemos en cuenta que debe recorrer hasta 510 millones de kilómetros y que sitúa la velocidad media de su trineo en los 10.703.437 km/h. Pero, ¿qué ocurriría si se le estropeara el trineo y tuviese que llevar sus presentes en un Jeep? Según el estudio realizado por nuestros compañeros de Acierto.com, no llegaría a tiempo. Sí, porque debería destinar hasta 743 años para conseguirlo. Y no solo eso, sino que la gasolina le costaría 40 millones de euros.

Eso sin contar con las restricciones de movilidad entre países y el coste del cambio de neumáticos. Estos últimos le llevarían hasta un año y dos meses -contando con que hace los necesarios para seguir viajando con seguridad-. La legislación actual permite que el dibujo de la rueda tenga una profundidad mínima de 1,6 milímetros. Respecto al desgaste, los expertos establecen el límite para que un neumático continúe siendo eficiente en los 50.000 kilómetros. En definitiva: Papá Noël debería renovar los de su automóvil, al menos, 10.200 veces. ¿El total? Más de 40.500 ruedas cambiadas y un desembolso de 4.630.800 euros.

Si estás pensando en cambiar de neumáticos puedes pedir información o una cita aquí: CITA TALLER MIL AUTOMÓVILES

Los datos se ciñen al consumo medio de un Jeep Renegade Sport+ 1.0 en el que el icono navideño podría viajar holgadamente (unos 6 litros cada 100 kilómetros) y el precio actual de estos combustibles; así como al precio medio de cambiar todos los neumáticos del vehículo (unos 450 euros). No obstante, a todo esto habría que sumarle las reparaciones, los descansos, las noches de hotel y las dietas. Por no hablar del sueldo de los elfos y de la fabricación de los propios regalos.

Interesado en el vehículo perfecto de Santa, échale un ojo, está de oferta: Jeep Renegade Sport+ 1.0 2021

1 millón de euros solo en seguros de coche

Ahora ya sabemos cómo repartiría Santa los regalo en Jeep, pero en cuanto a lo que gastaría en seguros de automóvil, hay que tener en cuenta que debería contratar una modalidad que incluyera vehículo de sustitución, y una cobertura de asistencia viaje sin limitaciones de kilometraje que le permitiese llegar a tiempo. “Además, le convendría comprobar si la póliza cubre el equipaje -los regalos- en caso de accidente, pues no todas lo hacen”, incide Carlos Brüggemann, cofundador de Acierto.com.

Si tenemos en cuenta que necesitaría al menos 2.500 vehículos (si lo cambiase cada 200.000 kilómetros) y que el precio medio de una póliza a todo riesgo con franquicia para un coche familiar con espacio para el equipaje ronda los 400 euros, desembolsaría más de 1 millón de euros solo en seguros de automóvil.

Más barato repartir los regalos en moto

Acierto.com también ha llevado el mismo cálculo en caso de que Santa decidiera elegir otro vehículo. Si se decantase por una motocicleta de 500 cc para evitar atascos y seguir sintiendo el viento ondeando su barba, tardaría un poco menos: 640 años. Además, ahorraría alrededor de 13 millones de euros en combustible. Las ruedas debería cambiarlas cada 40.000 kilómetros, pero serían solo dos. En total: 25.500 ruedas.

Si escogiera una autocaravana para ir más cómodo, destinaría 836 años -más un año y dos meses en cambio de neumáticos-. Ahora bien, el gasto en gasolina se le dispararía: 65 millones de euros. En camión tendría más espacio para los regalos, pero el consumo de combustible alcanzaría los 133 millones de euros.

“Esperamos que este año Papá Noel siga repartiendo como hasta ahora y llegue a tiempo para entregar sus regalos a todos los niños del mundo. Desde luego todavía no hay un medio de transporte que supere a su trineo”, bromea Carlos.